Un patito de hule
En la bañera el patito de hule flota como si estuviera en un lago. Hay un pequeño bote que navega a la deriva, pero es el patito de hule lo que el niño prefiere. Lo hunde en el agua, donde también un par de sus heces flotan, y luego se lo mete a la boca.
Toma sus excreciones y se las embadurna en la cara para el horror de la madre que en ese momento regresa al cuarto de baño y ve a un niño con cara de caca.
Black Dot
08 de Junio 2017 / 11:12

Un patito de hule 02 de Junio 2017 / 21:06

         Saludos 104 de Junio 2017 / 21:08
         José Luis Velarde
                   que tal asi08 de Junio 2017 / 11:12
                  Black Dot
                           Saludos II09 de Junio 2017 / 12:32
                           José Luis Velarde

 

Para poder escribir en la Marina, tienes que registrarte como usuario o ingresa.