Tener amores con una yegua le parecía antinatural. Sin embargo era tan bella y cariñosa que no la podía despreciar. Ya se acostumbraría, como lo hizo con los cascos, la cola y la crin con los que había reencarnado.
Hebdomadario
17 de Noviembre 2016 / 02:25

Cosas del karma 17 de Noviembre 2016 / 02:25
Hebdomadario

 

Para poder escribir en la Marina, tienes que registrarte como usuario o ingresa.